Odontopediatría

Recomendamos la primera visita del niño al dentista sobre los tres años y, a ser posible, sin ningún motivo de consulta salvo una revisión. Por un lado reforzamos la prevención con buenos hábitos a padres e hijos y por otro preveemos posibles alteraciones en el desarrollo de los maxilares.

En cualquier caso, cuando la patología ya se ha presentado nos ocuparemos de tratar al niño con el mayor cariño y respeto para conseguir la resolución de la enfermedad.

Anuncios